Filamento PVA

El filamento PVA o filamento soluble es uno de los más utilizados como material de aporte para impresión 3D. Descubre sus características y encuentras las mejores ofertas en nuestra tienda.

Características del filamento PVA

El filamento PVA o alcohol polivinílico es un polímero termoplástico (se deforma con el calor) que cuenta con una característica muy interesante: es soluble, es decir, se disuelve al ser sumergido en agua.

Este filamento soluble está compuesto por un compuesto sintético formado a base de polímeros de acetato de vinilo, que pasar a formar PVA después de un proceso de hidrolización.

El PVA es uno de los compuestos más utilizados en impresión 3D como material de aporte, debido a que es soluble en agua. Generalmente el PVA se suele usar con PLA, mientras que el ABS se suele combinar con el HIPS, ya que para disolver el HIPS hace falta limoneno, el cual daña las propiedades del PLA.

Ventajas del filamento PVA

La gran ventaja del filamento PVA es que es un filamento soluble en agua. Ni siquiera hace falta que sea agua caliente, sino que se puede disolver a temperatura ambiente.

Gracias a esto el filamento polivinílico es muy empelado como material de soporte con otros materiales, sobre todo PLA. Así, gracias al filamento soluble se pueden imprimir piezas y figuras complejas.

Este tipo de filamento permite hacer piezas de calidad similar a las de una impresora 3D láser, pero a precios mucho más baratos. Las impresoras 3D SLS es muy caras, y para imprimir PVA solo se necesita una impresora 3D con doble extrusor.

Es un material de impresión 3D limpio, biodegradable y respetuoso con eL medio ambiente.

¿Cómo imprimir filamento PVA?

Antes de imprimir filamento PVA hay que tener en cuenta que se necesita una impresora 3D con doble extrusor. En uno de ellos se colocará el filamento del que estará hecho la pieza, y en otro el PVA, que funcionará como material de soporte.

La configuración de los valores de impresión puede variar dependiendo de la impresora 3D utilizada. Como siempre, te recomendamos consultar las instrucciones del fabricante o probar tú mismo con distintos ajustes.

Como norma general, la temperatura de la boquilla de PVA debe ser de unos 185ºC, mientras el extrusor por el que saldrá el PLA debe estar a unos 200ºC. La base o plataforma de impresión ha de estar a unos 60º y se recomienda ajustar la velocidad de impresión a unos 60 mm/segundo.

Esperamos que esta información sobre los filamentos PVA te haya sido de ayuda. También puedes encontrar otros tipos de filamentos para tu impresora 3D.